Frases cumpleaños 70 años

Setenta son los años que cumples, pero muchas más de setenta son las veces en que he querido abrazarte. Has estado a mi lado siempre, para lo bueno y para lo malo, en todo me has ayudado. Ahora, en esta etapa tan bonita de tu vida, quiero que sepas que, para lo que sea, conmigo cuentas.

Diez, veinte, treinta, cuarenta, cincuenta, sesenta, setenta… ¡Nada más y nada menos que siete decenas! Parece mucho tiempo, pero la realidad es que la vida es corta y el tiempo vuela. Sé que has sido una luchadora, sé que has hecho todo cuanto te has propuesto. Pero también sé que las cosas no acaban aquí ni mucho menos. Estás en una etapa preciosa en la que, tras un largo camino de trabajo y responsabilidades, al fin vuelves a gozar de la libertad de los jóvenes. Y sé que tu cuerpo y tu alma siguen estando preparadas para seguir el ritmo perfectamente.

¡Cuánta gente querría tener una amiga, una abuela, siquiera una conocida, con la vitalidad que tú muestras! Entras por la puerta grande de tus setenta años con la sonrisa puesta, las piernas fuertes y el corazón latiéndote en las sienes. Entras con ganas de ganar la carrera, de seguir viviendo con la misma intensidad de hasta ahora. Y por todo ello yo quiero felicitarte, no sólo porque cumplas años, sino porque así de bien sepas llevarlos.

Hoy en día, los avances en medicina y alimentación nos alargan la vida. Los cosméticos y cremas ayudan a mantener la belleza externa, y siempre hay algún centro cerca en el que poder ponerte, de titanio, la cadera. Sin embargo, nada de esto puede penetrar en tu mente y cambiar todas tus vivencias, porque, querida mía, a tus setenta años de edad eres, de conocimientos, de todas la más rica. Puedes enseñarnos a todos cómo funciona el mundo y, aún y así, no alcanzaríamos a comprender cómo tú, a modo personal, lo has experimentado.

Cada vez nos cuesta más colocar todas las velas en la tarta, ¡así que habrá que hacerse con un postre más grande y especial! Feliz setenta cumpleaños, no cambies nunca esa alegría con la que ves la vida.

Has visto crecer a hijos, nietos e incluso a algún bisnieto. Has visto mil guerras e incluso alguna época de paz. Has visto y conoces tanto que envidio tu forma de razonar, tu forma de sentir y tu forma de actuar.

This entry was posted in Cumpleaños. Bookmark the permalink.